Buscar

La Realidad de Dios


Dios es realidad primordial en el mundo del espíritu; Dios es la fuente de la verdad en las esferas de la mente; Dios envía su sombra por todas partes de los reinos materiales. Para todas las inteligencias creadas, Dios es una personalidad, y para el universo de universos él es la primera fuente y centro de la realidad eterna. Dios no es ni semejante al hombre ni a la maquina. El padre primero es Espíritu Universal, verdad eterna, realidad infinita, y personalidad paterna.


El Dios eterno es infinitamente mas que la realidad idealizada o el universo personalizado. Dios no es simplemente un deseo supremo del hombre, la búsqueda mortal objetivada. Tampoco es Dios meramente un concepto, el potencial de poder de la rectitud. El padre universal no es un sinónimo de naturaleza, tampoco él es la ley natural personificada. Dios es una realidad trascendente, no simplemente el concepto tradicional humano de los valores supremos. Dios no es una focalización psicológica de los significados espirituales, ni la ‘obra mas noble del hombre’. Dios puede ser cualquiera de estos conceptos o todos ellos en la mente de los hombres, pero él es aún más. Él es una persona salvadora y un padre amante para todos los que disfrutan de paz espiritual en la tierra, y que anhelan experimentar la supervivencia de la personalidad en la muerte.


La actualidad de la existencia de Dios se demuestra en la experiencia humana por el hecho de que él dentro de si tiene la presencia divina el monitor del espíritu enviado desde el paraíso para residir en la mente mortal del hombre y allí ayudar a la evolución del alma inmortal de supervivencia eterna. Tres fenómenos experienciales revelan la presencia de este ajustador divino en la mente humana:


1. La capacidad intelectual de conocer a Dios: Conciencia de Dios

2. El impulso espiritual de encontrar a Dios: Búsqueda de Dios

3. El anhelo de la personalidad de ser como Dios: El deseo plenamente sincero de hacer la voluntad del padre.


La existencia de Dios jamás puede probarse con experimentos científicos no por la pura razón de la deducción lógica. Dios se puede realizar solo en los dominios de la experiencia humana; sin embargo, el verdadero concepto de la realidad de Dios es razonable para la lógica, plausible para la filosofía, esencial para la religión, e indispensable para toda esperanza de supervivencia de la personalidad.


Los que conocen a Dios han experimentado el hecho de su presencia; tales mortales conocedores de Dios, poseen en su experiencia personal la única prueba positiva de la existencia de Dios viviente la cual puede ofrecer un ser humano a otro. La existencia de Dios esta mas allá de toda posibilidad de demostración salvo por el contacto entre la conciencia de Dios en la mente humana y la presencia de Dios en forma de ajustador del pensamiento que mora en el intelecto mortal y que es entregado al hombre como la dádiva gratuita del Padre Universal.


3 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo